buscar
facebook
twitter
youtube
 

Laurel

El Laurel es una de esas plantas que siempre deberíamos de tener en cuenta, de hecho sus hojas se toman como un símbolo de la victoria, este es un arbusto que proviene desde Asia Menor, de hecho allí no tuvo tanta relevancia como se dio el caso en el área del Mediterráneo, la verdad es que fueron los griegos quienes le dieron la importancia que realmente se merecía, le dieron muchos usos al igual que como se los dan al Te de Hoja de Higuera.

Propiedades beneficas

La verdad es que la medicina natural es una de las mejores, y hoy en día tenemos conocimiento de que por medio del Laurel tenemos a nuestra disposición una gran cantidad de beneficios para nuestra salud.

Colabora grandemente con la digestión, pues al realizar el consumo de las hojas de laurel tendremos un mejor rompimiento de proteínas y gracias a esto podemos tener un alivio general de diferentes tipos de malestares estomacales.

Las hojas de laurel también se pueden conseguir en forma de aceite, y esta ayuda mucho a ciertos malestares musculares, se pueden curar esguinces completamente, reducir inflamaciones y también todo tipo de dolores por medio de untarse un poco.

Sin duda tiene buenas propiedades como las que tiene el Ginkgo Biloba.

Uso

Hay diferentes formas de usar el laurel con fines medicinales:

Una infusión de laurel se hace con 10 hojas en una taza de agua hirviendo, se deja enfriar un poco y se bebe 3 veces al día.

El té de laurel se hace con 2 cucharadas de hojas finamente picadas que se hierven en 250 mililitros de agua por 10 minutos. Luego se beben pequeños sorbos a lo largo del día.

El laurel macerado se prepara con 4 hojas y una cáscara de naranja que se colocan en 1 litro de agua durante cuatro horas

Se puede utilizar en diferentes comidas, especialmente en arroces, vegetales, pickles, sopas, y algunos postres.

Contraindicaciones

Salvo indicación expresa, recomendamos abstenerse de prescribir aceites esenciales por vía interna:

durante el embarazo.

durante la lactancia.

a niños menores de seis años.

a pacientes con gastritis, úlceras gastroduodenales, síndrome del intestino irritable, colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn, hepatopatías, epilepsia, Parkinson u otras enfermedades neurológicas.

No administrar, ni aplicar tópicamente a niños menores de seis años ni a personas con alergias respiratorias o con hipersensibilidad conocida a éste u otros aceites esenciales.

Siguenos tambien a traves de:

facebook twitter youtube
 

Colabora y Participa

Colaboraciones de contenido

Suscríbete

  • SHOP

  • vitalidadSalud+
    Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
    Política de cookies +